Conectarse

Recuperar mi contraseña

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Palabras claves

Últimos temas
» [Normal] ♕ Return Of Kings
Mar Ago 02, 2016 2:30 am por Invitado

» (Libre 2/2) Lo normal
Lun Jul 25, 2016 4:26 am por Len Soung Juang

» Algunas cosas no cambian (Libre)(Máximo 2)
Lun Jul 25, 2016 3:48 am por Kuro Neekoi

» Okay, it's time to party Hard!
Lun Jul 25, 2016 12:40 am por Date Masamune

» Hi There! (?)
Dom Jul 24, 2016 9:12 pm por Len Kagamine

» ♚ the queen is here! ♚
Dom Jul 24, 2016 5:45 pm por Karma Akabane

» I'm here, bitches! (?)
Dom Jul 24, 2016 5:38 pm por Karma Akabane

» Empezando con el pie equivocado [Libre]
Miér Jul 13, 2016 2:51 pm por Ezra Bast

» Una siesta (Privado; Kayla)
Dom Jul 03, 2016 10:49 pm por Kayla Park

Septiembre 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 

Calendario Calendario

Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar

(Libre 2/2) Lo normal

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

(Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Roxanne C. el Miér Jun 15, 2016 10:43 am

El sonido de la alarma entre horarios de la academia indicaba la hora del almuerzo.
Roxanne se levantaba lentamente de su asiento, con extremo cuidado de tener el menor roce con sus manos posible, a pesar de que estas estuviesen, como siempre, cubiertas por guantes.
Tomaba bolsa. El sólo pensar las bacterias y gérmenes que debe de haber captado en la metálica curva del asiento dispuesto para sujetar las bolsas de los estudiantes, le enfermaba.
Inspiraba, despacio.
''Este aire también podría estar sucio'' pensó ''Joder, joder, joder, no, no, no, no pienses en eso ahora, ¿a dónde puedo ir a comer?No quiero que me vean comer''
La verdad es que había comprado un pequeño 'bento' japonés hecho de la tienda, pero no podía pensar en comerlo.
''Simplemente esta tapadera debe de haber sido manoseada por miles, millones de personas''...Sí, quizás habría sido mejor si la chica aprendiese e hiciese su propio almuerzo.
Pero la cocina de los dormitorios era compartida, lo que lo hacía todo mucho peor.
''Mejor no como'' Suspiró, observando la caja de bento aún en el interior de su bolsa, enrollada en un pañuelo de lunares cuyos colores estaban desgastados, de tantos lavados por los que había tenido que pasar.
Miró, nerviosa, a sus compañeros de clase; muchos se sentaban juntos y agrupaban sillas para comer y compartir en las mesas de sus amigos.
Ella, sin embargo, apenas se atrevía a hablarles.
-'Rosaannn'-la llamó una chica de la clase, sentada un par de mesas al fondo, pronunciando su 'x' como una 's', algo que la hacía rabiar, a pesar de que no pudiese decir lo mucho que la irritaba. Esta era tan sólo una más de sus manías-¿Por qué no vienes a comer con nosotras? ¿No has traído nada?
Su cara enrojeció: estaban hablando normalmente con ella.
Hablando.
Si se acercaba, podría prácticamente oler el tipo de perfume que llevaban; el champú, la comida que tan alegremente habían traído y de la que disfrutaban... Tragó saliva, tratando de alzar la voz para que le oyese.
-No...no, yo, eh, no he comido, quiero decir, no he traído, pero, bueno, es que, sabes, sabes...-quería sonreír. Quería sonreír, acercarse amigablemente, sentarse, comer con ellas, abrir su bento comprado, disfrutar, ser normal-Amigo...esto...he...
Notaba como la chica comenzaba a mirarle raro. No sabía si podía ser porque no oía lo que decía, o no le entendía, o quizás pensaba que era un bicho raro.
-Está bien-le sonrieron-No tienes que venir si no quieres...-y se giraron.
La había cagado; y a pesar de que sí quería sentarse con ellos, no, en realidad, no quería ni olerlas, ni saber qué comían, porque, ¿qué pasa si le ofrecen comida? ¡Ni loca!
Se sentía enfermar de sólo pensar en eso.
''Mierda mierda mierda, si es que más imbécil y no llegas ni a hablar, ¡imbécil! ¡Imbécil! ¡Eso es lo que soy!''se regañaba a sí misma, en sus pensamientos, cuidadosamente cerrando la bolsa y cargándosela al hombro.
Silenciosamente, trató de hacerse pequeña, encogiéndose para pasar entre las mesas y llegar a la mesa; entonces, fue cuando la bomba explotó, un chico que estaba jugando con sus amigos no la vio y, prácticamente, la empujó, casi cayendo sobre ella.
-Ah, ¡perdona, no te había visto! ¿Te has hecho da----?
Contacto físico directo; ella, su ser entero, contra el pecho de un enorme muchacho.
Casi en el acto comenzó a gritar; sentía náuseas, mareo, enferma, asqueada.
''Asqueroso, repugnante, ¿dónde ha estado? Olía a... olía a... a plantas, ¡dios mío! ¡No! ¡Qué horror! ¿¡Qué si ha estado en el aire libre y me ha pegado lo que sea que tenga!? ¡Que alguien me mate!''
Corría, corría, corría.
Había tirado su bolsa en la clase al salir corriendo.
Comenzó a sentir el vómito subiendo por su garganta, ardiente; ni siquiera había comido, así que vomitar resultaría doloroso, pero no hacerlo sería increíblemente repugnante, casi tanto como hacerlo.
Sin pensarlo, entró en la primera puerta abierta que encontró y se llevó las manos a la boca.
''No, no, no, no, no, no, no, no, no, no quiero vomitar, no, no---''
Cerró los ojos.
''Vamos, vamos... respira... ya está...ya...es...¡¡los guantes!! ¡Los tengo en----!''
-¡Oh mierda!¡Mierda!¡Qué asco! ---Ah!!-exclamó, en inglés.
Justo cuando iba a sacar un nuevo par de guantes para cambiarse, notó que había dejado su bolsa en el aula.
Ahora sí que tenía ganas de llorar; no por tristeza, por pura repugnancia y terror a esa situación tan simple a ojos de cualquier humano normal.
-G---grifo...grifo...grifo...
Manteniendo las manos en alto, sus ojos recorrieron la sala; una enfermería normal y corriente,completamente vacía.
En una esquina, un pequeño lavabo. ¡Un grifo!
-Ah...-espiró, aliviada, acercándose. Despojándose de sus 'asquerosos' guantes tras encender el chorro de agua, observó sus manos, llenas de heridas, despellejadas, roces y más. Señales de la constancia e intensidad de lavado al que eran sometidas.
No dejó de temblar hasta que puso sus manos bajo el agua.
-Eso está mejor...Eso...está...-susurraba,en japonés, sin parar de lavar y lavar sus manos, comenzando a sentir repugnancia incluso de sí misma, y de la forma en la que sus manos habían acabado.
¿Iba eso a ser su día a día?
Seguramente ya no tendría oportunidad alguna de entablar amistad con sus compañeros.
Sollozó, pensando y pensando, con los ojos fijos en el chorro de agua sobre sus manos.
''...¿Tendrán desinfectante?Necesito desinfectante. ¿Me dejarán tomar guantes de enfermería? No pienso ir a ningún sitio sin guantes, y no quiero usar los míos, están sucios, tengo que lavarlos... ''
Al darse cuenta de lo que estaba pensando, se sentía incluso aún más repugnante aún.
''Lo siento, lo siento''.
Lo peor era que cada vez trataba de esmerarse más mientras se lavaba las manos, con sensación de ansiedad y asco, sintiendo todos esos 'gérmenes' subiendo por su piel.
''Lo siento, de veras''


Última edición por Roxanne C. el Dom Jun 19, 2016 7:05 am, editado 4 veces
avatar
Roxanne C.
Primer Curso

Mensajes : 19
Fecha de inscripción : 14/06/2016
Edad : 18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Jôn Sköll el Jue Jun 16, 2016 4:31 pm

Un día como cualquier otro, mi turno terminaba temprano en esta ocasión, debido a que mis superiores habían optado por "liberarme" de mis tareas ya que no se impartía clase de educación física ese día, el momento de la semana en el que, curiosamente, recibiría más visitas que de costumbre, según me comentaron en la junta informativa. Tenía un rumbo fijo trazado en mi mente, todo un plan de qué hacer el día de hoy, sonreía para mis adentros, sentía cierta satisfacción por saber que me aguardaba una tarde tranquila, que seguramente acompañaría con una taza de té, algún snack y música frente al ordenador, incluso consideraba la remota posibilidad de incluir una de las tantas lecturas de fantasía que aguardaban en el fondo de mi librero; muchas de ellas, todavía reposaban su contenido, hasta ahora sin hojear, apiladas una tras otra. En su mayoría eran regalos de compañeros, amigos, conocidos y familiares que había recibido por algún logro, festividad personal, o simples gestos de atención. Ciertamente no les dediqué a esos libros su tiempo, por no saber administrar el mío de forma adecuada, aunque, para ser sincero, tampoco guardaba interés por averiguar lo que plasmaban en sus muchas páginas.

Seguí caminando, con una mano sosteniendo la banda que se cruzaba frente a mi pecho, de la cual pendía la mochila que usaba el hombro del lado contrario a donde ella reposaba, su contenido era bastante obvio, considerando mis obligaciones del día en el instituto, además de un par de pertenencias que podían ser descritas como "personales. Mi otra mano, sostenía la blanca bolsa de plástico, casi traslúcido que contenía unos cuantos productos que había comprado camino a casa. Las cosas en este país eran un tanto diferentes a mi lugar de origen, continuamente me lo repetía, a pesar del tiempo que tenía viviendo aquí, tanto como para que mi acento desapareciera, e incluyera de forma cotidiana y completamente natural, muchas de las expresiones que usaba en casa, con el idioma local, sin sonar tan fuera de lugar.

Tenía un piso en una de las zonas, irónicamente, más tranquilas de la ciudad, nada pasaba, todo el mundo caminaba con una sonrisa y volvía del trabajo con alegría mayor a la que emanaban al salir de casa cada mañana. Las pequeñas familias, en su mayoría de integrantes jóvenes, que resultaban ser mis vecinos o gente cuyas viviendas se encontraban alrededor de la mía, salían de paseo. Contados eran los habitantes de edad avanzada, pero que encajaban a la perfección con el buen humor de los demás, en esta zona. Curioso, pero estos "adultos mayores", a quienes encontraba en las tiendas locales, parques, frente a sus casas barriendo, charlando o recogiendo el periódico temprano por la mañana eran las personas con quienes más palabras intercambiaba, claro que no pasaba de las frases: "Buen día", "¿Cómo se encuentra?", "¿Ha sido un largo día en el hospital?", "El otro día me pareció verte...", "Tenía una duda acerca de mi receta", "Gracias por tu trabajo", "Deberías pasarte un día de estos" entre muchas otras y mis respuestas, tan cortas como sencillas, conservando la cordialidad y acompañándolas de gestos simples y amigables, sonrisas, asentir con la cabeza, no socializaba mucho fuera del hospital, y lo hacía dentro por deber.

Un par de minutos en la acera de constante caminata a paso ligero, unas cuantas escaleras y finalmente estaba frente a la puerta de mi piso... La que no podía abrir sin ese pedazo de metal tan fastidioso que no aparecía por ningún lado. << Ah, me la he dejado... >> me quejé, el único sitio en donde pude haber olvidado aquella llave era ahí. Bueno, hasta ahí quedaba mi día ideal, en donde había librado cualquier obligación antes del almuerzo. Y, como no tenía de otra, me di "el lujo" de regresar caminando hasta el instituto, apretando un poco el paso mientras pensaba lo tonto que había sido por no cerciorarme de cargar con todas mis pertenencias antes de salir de la enfermería, donde estaría pasando parte de mi servicio como pasante a partir de ahora.

Acera, acera, jardines, una entrada principal, más jardines, un largo patio, el portón, pasillos, escaleras, más escaleras, todavía más escaleras y un tramo de pasillo antes de llegar a la puerta, cuya apariencia todavía me resultaba ajena, seguía repitiendo en mi cabeza todo el camino que había duplicado por llegar aquí gracias a un descuido. Un paso largo hacia adelante, con un gesto de clara molestia hacia la puerta de la enfermería, cambiaron de inmediato cuando me di cuenta que la puerta se encontraba abierta. << Esto no debería estar así... >> pensé. Me quedé un par de segundos, atento a mi oído para detectar cualquier ruido que no correspondiera dentro de aquel "santuario de salud". Aún tenía que hacerme a la idea de que, a partir de estos días, tendría cierta autoridad detrás de estas paredes, con el montón de estudiantes jóvenes... Invertía papeles con mis días de estudiante. Suspiré profundamente y entré, barriendo con mirada curiosa el lugar.

- ¿Hola? - invadí la privacidad con la voz, mientras mi silueta se asomaba por el umbral de la puerta, interfiriendo con la luz directa que recibía a través de las ventanas del pasillo, siendo mi cabello, el primero en delatarme, aclarando ligeramente su tonalidad mientras el sol se encargaba de avisar al invasor de la enfermería, que alguien había llegado a interrumpir su pequeño momento de "paz". Un tono natural y tranquilo en esa única expresión a pesar del momento que estaba transcurriendo dentro del instituto. Esta sería mi primera impresión de este lugar.
avatar
Jôn Sköll
Staff del Instituto

Mensajes : 8
Fecha de inscripción : 07/06/2016
Edad : 21

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Len Soung Juang el Sáb Jun 18, 2016 10:31 pm

Len habia estado viajando la ultima semana, visitando a sus padres, aunque en realidad esto era simplemente una excusa para poder entregar un reporte, cada tres meses debia viajar y avisar cuales eran las mejores opciones y que cualidades deberia tener su nueva sucursal; tenian expertos en el tema, pero sus progenitores confiaban mas en los detalles que su heredero les daba, les parecia mucho mas fiable lo que decia alguien sin sentimientos y casi sin preferencias que se basen en la subjetividad. Debido a que retorno la noche anterior a Himawari, decidio utilizar toda la madrugada para ponerse al dia con cinco dias enteros que estuvo ausente, para alguien usual eso seria imposible.Por esta razón ese dia fue a clases sin dormir.

No puedo creer esto.
Como es que me siento tan mal por no dormir una noche, mi salud es delicada pero esto es ridiculo, me siento desvanecer.
Mareo, una sensacion de mayor peso en hombros y piernas, habla mas lenta y perdida en la recepcion de informacion auditiva; esto es fatiga, hasta siento que mi mente es mas lenta, bueno recuperare nutrientes al llegar a media mañana y poder almorzar estoy seguro...



Esto pasaba por la mente del joven de ojos claros antes de desmayarse como si fuera un pequeño que habia saltado su siesta de la tarde; hubo un par de gritos provenientes de sus compañeras, aunque rapidamente el profesor a cargo le encargo a unos alumnos llevarlo a la enfermeria. Lo cual estos hicieron de inmediato.

¿Me estan llevando?
-No estoy a gusto siendo tocado, muchas gracias por su preocupacion, pero es fatiga, puedo encargarme del resto.
Dije mientras me reponia y enderezaba mi figura. Cumpli los items, "Aviso" "Explicacion" "Agradecimiento". Asi que no puedo ser considerado como agresivo por esto. Y las facciones y movimientos reflejan alivio y no ira o tristeza, asi que puedo retirarme.
Aunque mi cuerpo me doliera pude ir a la enfermeria, segun las reglas de la escuela podia ingresar aunque no estuviera la entidad a cargo, asi que lo hice. Me acerque a la cama/camilla de la enfermeria, cerre la cortina y me recoste a descansar. No se cuanto tiempo paso hasta que fui despertado; una alumna (deduci por su tonalidad de voz) entro a la enfermeria e hizo muchos ruidos. Entonces recorde el manual, "Si alguien entra a tu habitacion sin permiso mientras duermes debes defenderte o buscar ayuda" pero esta no es mi habitacion, asi que no vale, no estaba esta situación en el manual, que poco práctica. Entonces deberia mantenerme en silencio hasta que la otra persona se presente, pero no sabe que estoy aqui, aunque podria deducirlo porque las cortinas que dan a las camillas estan cerradas, pero no todos pueden deducir correctamente; entonces debo de avisar mi presencia. En un solo movimiento fluido tome y me puse los anteojos con la mano izquierda, mientras pasaba de estar recostado a sentarme y con la mano derecha abria la cortina.


Tal era la concentración en la que estaba el joven recien levantado para saber como debería actuar, que no puedo escuchar que una voz provino de la puerta saludando, algo que hubiera terminado en otros largos minutos de análisis de su manual de reacciones sociales correctas y aceptadas.
avatar
Len Soung Juang
Segundo Curso

Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 15/06/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Roxanne C. el Dom Jun 19, 2016 7:31 am

Frotar, frotar, frotar, seguir frotando.
''No se va, no se va...No se va...''
Su piel parecía arder, con furor; una sensación de suciedad y asco se expandía por su cuerpo.
Su piel, directamente, había estado en contacto.
Muy directo.
Seguramente iba a enfermar y morir.
Eso era lo que le esperaba.
Ya lo sentía.
Hundió su rostro en sus manos, que intentaban aguantar el agua.
Otra vez, y otra.
Su cuerpo se agitaba cada vez más: aún sabiendo que eran todo paranoias, no podía dejar aparte esa fobia suya, esa manía, esa sensación que poco a poco se iba extendiendo.
-No se va... no se...¡¡Ahh!!-gritó.
Y es que tampoco tenía pensado que, de la nada, alguien a sus espaldas, desde la puerta, saludaría.
Se detuvo, centrándose en el sonido del agua al caer.
''Vale, vale, vale, vale, eres normal, ¿sabes? Eres completa y jodidamente normal, ahora date la vuelta y pide perdón, di que... te dolía la cabeza, que tienes fiebre o algo así, venga, ¡venga!''
Tragó saliva.
Se giró.
Por la puerta se asomaba una cabeza de cabellos castaño claro.
Se inclinó y tomó un pañuelo de una de las cajas al lado del grifo, para secarse cuidadosamente las manos y la cara.
-Ah---Hola, hola, yooo...eh, lo sieento mucho -le temblaba algo la voz, aún del susto. Al estar sin guantes y atrapada en un momento 'delicado', se sentía sinceramente expuesta, a pesar que en esa sala sólo hubiese, aparentemente, una chica normal lavándose las manos y alguien más-Es...estás...-carraspeó un poco, acercándose uno o dos pasos. No iba a acercarse más; era para observar con más claridad al muchacho. Por su apariencia, parecía bastante joven, así que asumió casi al instante que sería un alumno, sin fijarse en el detalle de que llevase o no uniforme-...¿enfermo?
''Pero si no lleva uniforme, serás tonta...No, espera, a lo mejor se estaba saltando clases, a lo mejor es un delincuente. ¡Un delincuente! Jooooder la que te ha caído''
No, ni siquiera pensaba en la posibilidad de que fuese el enfermero; le parecía demasiado joven.
Y si fuese enfermero o profesor, sería mayor, claramente.
-Um...-miraba a su alrededor, nerviosa, aún frotándose las manos con el pañuelo.
Frotar, frotar, frotar.
-...Enfermero...no está, no estaba, así que...duh...¿profesor? Es decir...que yo llame, eso.A uno. Para ayudarte.
''Pero eres tonta. Tú, tú, ¡para qué hablas! Podrías haber dicho que venías a coger algunas cosas de parte del enfermero y, sabes, irte, con un par de buenos botes de desinfectante, y marcharte, y vivir en paz en algún lugar lejano, dentro de una cúpula donde ningún germen podría alcanzarte. Pero nooooo...''
Se mordió la lengua, con fuerza. Aún no había comido, y esa frágil sensación de sentir vómitos al no tener nada en su interior la atacaba.Tan horrible, tan asqueroso.
Retrocedió, acercándose a los cuadrados de cortinas que rodeaban las camillas.
Pensó, por un breve instante, en entrar y esconderse ahí hasta que terminase la mañana.
''Pero quién sabe quién ha estado aquí, quién ha tocado las cortinas, cuál fue la última vez que las lavaron... ¡Qué cosas habrán hecho en la cama! No, no, no, no, tú te quedas quietecita.''
Se quedó quieta, observando al muchacho con ojos atentos, nerviosos, mientras que escondía sus manos a su espalda, jugando nerviosamente y con fuerza con sus propios dedos.
Retrocedió un pequeño paso más, abriendo vagamente las cortinas a su espalda con los talones sin darse cuenta.
avatar
Roxanne C.
Primer Curso

Mensajes : 19
Fecha de inscripción : 14/06/2016
Edad : 18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Len Soung Juang el Miér Jul 13, 2016 10:02 pm

Al momento de que Len se disponía a entrar en escena algo interrumpió su visión, este se encontraba sentado, por lo que su altura obviamente estaba bastante disminuida, por lo que sus ojos coincidían con la espalda de la joven que había entrado en aquella enfermería y con su pie había entrado en su rango de espacio personal.

Tampoco tengo en mi mente una reacción correcta para esto, supongo que deberé improvisar un poco. Algo muy cerca de mi cuerpo no me permitía ver mas allá, tarde unos segundos en reaccionar y lo hice instintivamente, puse una mano para separarnos entre nosotros y para impedir su avance agresivo hacia mi persona.
La textura que toque era suave, demasiado para ser una espalda, entonces debería ser lo que se considera el final de la misma, su ¿cadera?, no espera no hay huesos así que debe ser un poco mas abajo.
Es mas suave de lo que suponía, quizás es debido a que es el perteneciente a una mujer y tampoco tenia mucho con que compararlo, debe tener una buena alimentación, claramente esto es una señal de un cuerpo sano, aunque parece carente de ejercicio físico, bueno no es como si pudiera quejarme de ese ultimo detalle.


Claramente nuestro joven solo vio su acto como una defensa propia, por eso pudo empezar a divagar en su propia mente sin siquiera sentir algo de culpa, pero el tocar el trasero de una niña de secundaria que apenas se acerca de espaldas y lo hacia muy dubitativamente es claramente algo erróneo, aunque suene algo básico, en realidad ya escapa de su habilidad de aplicar su reglamento, que en retrospectiva, es claramente incompleto.

Me fui a levantar pero mi cuerpo no estaba del todo despierto y mis piernas respondieron pobremente así que me deje caer sentado en la cama nuevamente. Ahora que ya estaba con mi panorama mas claro, pude recordar y acceder a otra parte del reglamento en mi mente. Lo recordaba con letras rojas por algún motivo en particular.
"No toques partes del cuerpo delicadas de otras personas,  sobretodo chicas"
Esas ultimas dos palabras habían sido agregadas por su amiga por alguna razón en particular, de todas maneras esto no se aplica, ya que claramente el trasero no es una parte delicada del cuerpo, es muy resistente y podía tocar a otras personas si era en defensa propia.
-Agradecería que no se me insinuara de esta manera en un lugar como este, señorita.
Dije con un tono tranquilo y educado, respetando las normas sociales.
Según lo que sabia este tipo de acercamiento era considerado como una especie de seducción, que claramente en un lugar así era considerado indecoroso.


El joven de gafas observo muy rápidamente a la chica que había entrado y realizo conjeturas sin detenerse; debe ser menor que yo, estaba lavándose las manos, era claro, todavía no había secado sus manos así que seguía goteando, pero ahí habían unos detalles mas, sus manos estaban destrozadas, como si se hubieran dañado por recibir mucha fricción, ¿cual podría ser la causa de eso?.
avatar
Len Soung Juang
Segundo Curso

Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 15/06/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Roxanne C. el Jue Jul 14, 2016 11:11 am

Sus ojos temblaban, fijos en el muchacho de apariencia joven. No llevaba el uniforme de la escuela, ¿podría ser que...?
Retrocedió.
Algo, le tocó.
''Algo...¿qué...?¿Qué cojones es esto?--- ¿Tengo algo detrás? Ay, dios, espera, no-- Es la camilla, es la camilla, seguro que es la...''
Su rostro, lentamente, se puso blanco.
Su visión se estaba poniendo borrosa.
La sensación de náuseas llegaba, como una vieja conocida. Ascendía, lentamente, como si fuese una regla hacerle sufrir sabiendo que podría vomitar en cualquier momento, y más aún, saber el asco y el horror que eso conlleva.
''N----no, no, no, no, espera, espera, no puede ser que haya nadie más aquí,no puede ser, es...¡imposible!---Tú, es que eres subnormal, anda que no revisar que la enfermería estuviese vacía, ¡ahora te han visto! ¡Eres horrible! ¡Cómo puedes dejar que esto te pase a ti! Es tu fin, se reírán de ti, te forzarán a hacer contacto--- Morirás, moriré, moriré pronto, sin remedio, ya lo siento; no llevo guantes, ¿¡Por qué no estoy llevando guantes!? Voy a morir, voy a morir, voy a morir, voy a morir, voy a...no... no, por favor, por favor, por favor, no, no, no, yo no hice nada, te lo juro, yo sólo quiero desinfectarme...''
Un nudo se formó en su garganta.
Sus ojos se llenaron de lágrimas.
De alguna forma, la figura del hombre a la que antes tenía como centro, había desaparecido.
La puerta estaba cerrada de nuevo, aunque no escuchó el sonido de ninguna llave.
Temblaba violentamente.
Escuchó, finalmente, una voz detrás de sí.
Fue suficiente para romper a llorar, con un chillido.
-¡Ahhhhh!-saltó, fuera de la cortina, a varios pasos de esta, alejándose lo más que pudo hasta el grifo donde hace unos minutos se estaba lavando las manos.
Al chocar, puso sus manos en ello.
Más asco.
Más angustia.
Más dolor.
Era el final.
''No puede ser que me esté pasando esto, no, no, no, no''
Apenas podía seguir el camino de sus pensamientos.
Sus pupilas buscaron ese lugar donde había sido tocada, donde había escuchado una voz.
Pudo ver a un chico más alto que ella sentado, detrás de las cortinas, a través de la abertura que había hecho antes.
Su rostro, seguramente, expresaba puro terror.
Y asco.
Quería llevarse las manos a la boca, sintiendo el vómito en su garganta. Una sensación agria, amarga, nada agradable; trataba de retenerlo.
Sin embargo, seguía llorando.
Las lágrimas pronto ocultaron su visión, impidiéndole ver al chico.
''¿Quieres hacerme el jodido favor de ser normal por un minuto en tu vida? ¡Creí que ya te habías calmado! ¡Es tu final! ¡Estás echándolo todo a perder!--- No, haz que pare, de verdad, no---''
Le costaba respirar; hacer el esfuerzo de continuar haciéndolo, sin embargo, la mantuvo estable, lo suficiente como para prevenir el vómito.
Quería quitarse las lágrimas, pero no quería tocarse con sus manos desnudas.
-Lo-lo-lo-lo-lo-lo-se estaba ahogando; no literalmente, sino de angustia. De asco. De terror. Era demasiado, como para ser siquiera descrito-sien...ah...-temblando, tomó aire, cerrando los ojos, para proceder a articular palabras entendibles; su japonés, sin embargo, se destrozaba, a causa de los nervios y el terror-...Ah...ah...eh...-abrió los ojos. ''Venga, dí algo''
-Yo...siento...mucho...perdone...No...-volvía a cerrar los ojos, con fuerza, tratando de despejar su vista, aún algo borrosa, forzándose a dejar de llorar-...me...asustas...habías, eso...-tragó, nuevamente. Podía saborear su propio llanto.
Ya no seguían saliendo lágrimas.
Menos mal que usar maquillaje era absolutamente asqueroso e inmundo, por la grandísima cantidad de bacterias que eso podía conllevar, y nunca usaba nada.
Seguramente no se vería nada bien en ese momento.
''No-salgas-corriendo, no salgas corriendo, no salgas corriendo, sé normal, haz como que... que... no sé, ¡invéntate algo, joder, pero haz algo! ¡Sé normal! ¡Sé normal! ¡No tienes nada! ¡Sólo te asustaste! ¡Es eso! ¡Es eso! --- Mejor que no se me vuelva a acercar o juro por todo lo que más quieras que --- que--- ¡que me muero! ¡Dios! ¡Basta ya!''
Juntaba sus piernas lo más que podía.
Mantenía sus manos en alto, frente a su pecho, alejadas del resto de su cuerpo. Ni siquiera se atrevía a juntar los dedos.
Temblaba demasiado.
Finalmente podía enfocar su vista en el chico, con algo más de claridad.
Sus manos, seguramente estaban sucias.
Le había ensuciado.
avatar
Roxanne C.
Primer Curso

Mensajes : 19
Fecha de inscripción : 14/06/2016
Edad : 18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Len Soung Juang el Lun Jul 25, 2016 4:26 am

El joven miro fríamente y totalmente inexpresivo a la chica que acaba de dar un salto por el susto y que claramente estaba muy nerviosa por lo que acababa de suceder en ese pasado minuto. El joven se puso de pie, arreglo un poco su camisa y luego sus anteojos.

Que incomoda es su manera de hablar, desperdicia tiempo y energía en esos movimientos, repite innecesariamente las silabas.
Carraspee un poco y al tener la garganta clara pude comenzar a dar una respuesta correcta para aquella situación.
-Considerando la brevedad en la que pidió perdón, aceptare su disculpa.
Me acerque al espejo para ver mis ojos, ya no estaban hinchados y por suerte habían perdido su tonalidad gris por no haber descansado.
Me di media vuelta y observe a la chica que estaba allí mismo parada.
Debe tener alguna herida o razón en particular para encontrarse en este lugar, no parece extenuada y solo veo mal sus manos...


En cualquier momento, luego de salir del mundo aparte de sus pensamientos donde se perdía constantemente, su falta de tacto se vería llevada a la luz, no importa que tanto intentes ocultar el no entender a los demás, un manual es limitado y por lo tanto tomar las expresiones en su significado literal resulta... por lo menos podríamos decir que "peligroso".

Creo que por educación y al no haber nadie mas aquí, deberé ayudar con lo que la afligía.
-Supongo que vienes a tratar las heridas de tus manos.
Les clave mis ojos y luego volví a su rostro para que con un tono pausado y serio poder agregar.
-Es claro que han recibido fricción excesiva, realmente has sido descuidada con eso.
Quizás es raro que el chico que se desmayo por olvidarse de dormir hable acerca de cuidar el cuerpo pero no venia al caso en este momento.
-No continúes lavándolas tan fuertemente, realmente solo profundizas la herida y podrías producirte a ti misma una infección.
No soy recibido en medicina, pero recordaba leer cerca de ocho libros de este tema a los once años, también vi unos tres vídeos de cursos de primeros auxilios.
Recuerdo que en minuto cuatro con doce segundos del tercero de ellos describían este tipo de casos.


La rudeza estaba impresa en sus palabras, pero para el no había dicho nada extraño, si alguien le dijera que sus modales estaban siendo malos este podría recitar cada libro acerca del comportamiento de etiqueta y como su comportamiento solo demostraba una actitud compasiva y caritativa. Si, así de distorsionada puede llegar a ser la visión del mundo que tiene alguien al carecer de sentimientos como tales.
avatar
Len Soung Juang
Segundo Curso

Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 15/06/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: (Libre 2/2) Lo normal

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.